Avanti a Lui

Notas

 Salzburger Festspiele 2022 del 18 de julio al 31 de agosto

 

     Con la anticipación, seriedad, y precisión que los caracteriza las autoridades del Festival de Salzburgo anunciaron la temporada 2022, de la icónica cita anual de la cultura.

     Ocho títulos de ópera, siete de teatro en prosa y aproximadamente 80 conciertos conforman el grupo central del Festival, que se desarrollará a lo largo de 44 días entre el 18 de julio y el 31 de agosto.

     Como es habitual la pieza basal del Festival Jedermann de Hugo von Hofmannsthal, dará el puntapié inicial en la Domplatz (Plaza de la Catedral), la noche de la inauguración.

     La temporada de ópera dará comienzo con dos títulos que podríamos calificar como no aptos para todo público: El castillo de Barbazul, la única ópera del compositor húngaro Béla Bartók, y De temporum fine comœdia (La comedia del fin de los tiempos) la ópera-oratorio de Carl Orff. Ambas obras son raramente representadas debido a su complejidad musical y complicado tratamiento escénico, de hecho, la obra de Bartók sólo ha sido representada en tres temporadas del Festival en 1995, 2001 y 2008. En la primera y la tercera oportunidad la concertación de la Filarmónica de Viena estuvo a cargo de Christoph von Dohnányi y Peter Eötvös y Gregory Vajda (ambos en la temporada 2008); mientras que Ivan Fischer hizo lo propio frente a la Budapest Festival Orchester en 2001. Robert Hale junto a Markella Hatziano, fueron los intérpretes de la primera temporada, Ildikó Komlósi, junto a László Polgár en 2001; y Falk Struckmann, y Michelle De Young en la última.

     Con respecto a la obra de Orff, diremos que tuvo su estreno en el Festival de Salzburgo de la mano de Herbert von Karajan en la dirección de la Kölner Rundfunk-Sinfonie-Orchester, la puesta de Günther Schneider-Siemssen, y la coreografía de John Neumeier. Ente sus veinticinco solistas podemos destacar la presencia de Anna Tomowa-Sintow, Sylvia Anderson, Christa Ludwig, Peter Schreier, y la intervención de dos organismos corales, un coro de niños y el Ballet del Festival.

     Este año El castillo de Barbazul subirán a escena, con Mika Kares y Ausrine Stundyte como únicos protagonistas, mientras que De temporum fine comœdia contará con Nadezhda Pavlova y Helena Rasker como sus principales intérpretes. El joven director de orquesta y actor griego, nacionalizado ruso, Teodor Currentzis (Atenas, 24 de febrero de 1972) tendrá a su cargo la dirección de la Gustav Mahler Jugendorchester, y también participarán el musicAeterna Choir dirigido por Vitaly Polonsky, el Bachchor Salzburg de la mano de Benjamin Hartmann, y el Salzburger Festspiele und Theater Kinderchor bajo la guía de Wolfgang Götz.

     Las seis funciones que tendrán lugar entre el 26 de julio y el 20 de agosto se desarrollarán en la Felsenreitschule, con entradas cuyos precios oscilan entre los € 455 y € 75.

     Il trittico pucciniano se representará por primera vez en el Festival, que siempre ha sido, podríamos decir: renuente a la obra de Puccini, ya que en sus más de 100 años de existencia solo se han representado cuatro óperas del compositor de Luca: Tosca en 1989; Turandot en 2002, La bohème en 2012 y Manon Lescaut en 2016. Se presentará en una coproducción con la Opéra National de París y Filarmónica de Viena. Será dirigida por Franz Welser-Möst y contará con la siguiente asignación de partes:

Gianni Schicchi

     Misha Kiria, Gianni Schicchi; Asmik Grigorian, Lauretta; Enkelejda Shkosa, Zita; Alexey Neklyudov, Rinuccio; Dean Power, Gherardo; Lavinia Bini, Nella; Manel Esteve, Betto di Signa; Brindley Sherratt, Simone; Iurii Samoilov, Marco; Caterina Piva, La ciesca; Matteo Peirone, Maestro Spinelloccio; Mikolaj Trabka, Ser Amantio di Nicolao; Alexey Kulagin, Pinellino

Il tabarro

     Roman Burdenko, Michele; Asmik Grigorian, Giorgetta; Joshua Guerrero, Luigi; Andrea Giovannini, Il “Tinca”; Brindley Sherratt, Il “Talpa”; Enkelejda Shkosa, La frugola; Dean Power, Un venditore di canzonette / Un amante.

Suor Angelica

     Asmik Grigorian, Suor Angelica; Karita Mattila, La zia principessa; Hanna Schwarz, La badessa; Enkelejda Shkosa, La suora zelatrice; Caterina Piva, La maestra delle novizie; Giulia Semenzato, Suor Genovieffa; Daryl Freedman, Suor Dolcina; Juliette Mars, La suora infirmiera; Lavinia Bini, Prima cercatrice; Amira Elmadfa, Novizia.

     Esta nueva producción podrá verse en seis oportunidades entre el viernes 29 de julio y el domingo 21 de agosto en la Grosses Festspielhaus, y también el precio de las localidades oscilará entre los € 75 y € 455. Existen además 40 localidades a € 30 con vista parcial del escenario.

     Die Zauberflöte (La flauta mágica) la última ópera escenificada en vida del compositor, dos meses antes de su fallecimiento, subirá a escena en su 41º edición entre 1928 y 2018; este afamado título ha contado además con representaciones especiales para niños en 1982, 2012, 2013 y 2018. Joana Mallwitz elegida Directora del año por la revista Opernwelt en 2019, y que hizo su debut en el Festival con Così fan tutte en 2020, tendrá a su cargo la dirección de la Filarmónica de Viena. Entre sus intérpretes podemos citar a Tareq Nazmi, Sarastro; Mauro Peter, Tamino; Brenda Rae, La reina de la noche; junto a Jasmin Delfs quien interpretará el papel el 10 de agosto; Regula Mühlemann, Pamina; Michael Nagl, Papageno; Maria Nazarova, Papagena, y Peter Tantsits, Monostatos.

     Las 8 funciones programadas se llevarán a cabo en la Haus für Mozart, entre el 30 de julio y el 27 de agosto, en este auditorio además de las entradas, cuyos valores hemos mencionado anteriormente, se pueden conseguir ubicaciones de pie por € 20.

     Il barbiere di Siviglia, la inmortal obra de Giachino Rossini tendrá esta temporada su 5º presentación en el Festival, habiendo sido las anteriores en 1931, 1939, 1968 y 1969. El director milanés Gianluca Capuano director general de Les Musiciens du Prince-Monaco desde 2019 estará frente a este organismo, mientras que Rolando Villazón luego de una serie de presentaciones como Director de escena en teatros de Alemania, Austria y el Théâtre des Champs-Elysées en París, hará su debut en el Festival, en el que participara anteriormente como tenor en 11 oportunidades alternando sus presentaciones en óperas y conciertos.

     Edgardo Rocha encarnará al Il Conte d’Almaviva, y Alessandro Corbelli será Bartolo. Cecilia Bartoli interpretará a Rosina, papel con el que hizo su debut profesional en su ciudad natal en 1987, mientras que Nicola Alaimo será Figaro, y Ildar Abdrazakov como Basilio completará el elenco.

     Las cinco funciones tendrán lugar en la Haus für Mozart entre el 4 y el 16 de agosto, con los mismos precios que La flauta mágica.

     Katia Kabanová la ópera en tres actos con música de Leoš Janácek y libreto en checo de Vincenc Cervinka, hará su segunda presentación en el Festival luego de la aclamada producción de 1998. El director moravo Jakub Hrša tendrá a su cargo la concertación de la Filarmónica de Viena, mientras que Barrie Kosky será el responsable de la Dirección escénica.

     La soprano estadounidense Corinne Winters encarnará a Katia; la soprano dramática alemana Evelyn Herlitzius será Kabanicha; Jarmila Balá┼żová, Varvara; Benjamin Hulett, Vanja Kudrjas; David Butt Philip, Boris Grigorjevic; Jaroslav Brezina, Tichon; mientras que el bajo alemán Jens Larsen le pondrá voz a Dikoj.

     Las seis funciones programadas tendrán lugar entre el 7 y 29 de agosto en la Felsenreitschule, con localidades entre los € 75 y € 455.

     La controversial puesta de Aida de Giuseppe Verdi de Shirin Neshat estrenada en 2017 y transmitida repetidamente por televisión, vuelve a presentarse con el mismo equipo técnico, pero con Alain Altinoglu al frente de la Filarmónica de Viena. Roberto Tagliavini dará vida al Rey de Egipto, y Anita Rachvelishvili será Amneris su desairada hija, Elena Stikhina encarnará a la sufrida esclava etíope Aida, mientras que Piotr Beczala encarnará a Radames, Erwin Schrott protagonizará a Ramfis y Luca Salsi será Amonasro.

     Aida de Verdi solo se había representado en el Festival, más allá de la mencionada puesta de 2017, en dos oportunidades con dirección orquestal y escénica de Herbert von Karajan, y Mirella Freni, y José Carreras en 1979 y 1980, acompañados por Marilyn Horne en la primera ocasión y Ruza Baldani en la segunda, esta temporada podrá verse en seis oportunidades entre el 12 y 30 de agosto en la Grosses Festspielhaus, con entradas entre € 455 y las antes mencionadas de € 30.

     La temporada de ópera culminará con dos presentaciones en forma de concierto: Jakob Lenz una ópera en un acto con música de Wolfgang Rihm, basada en el cuento Lenz de Georg Büchner inspirado en un acontecimiento en la vida del poeta alemán Jakob Michael estrenada el 8 de marzo de 1979 en Hamburgo, y ejecutada con anterioridad en el Festival en tres oportunidades, en la temporada 2000, también en forma de concierto. Contraponiéndose diametralmente en estilo se ejecutará Lucia de Lammermoor de Gaetano Donizetti en Primera Audición en el Festival.

     Jakob Lenz podrá escucharse en la Grosser Saal del Mozarteum el 27 de julio, el ensamble Le Balcon, será dirigido por Maxime Pascal fundador de la agrupación en 2008, y Georg Nigl, Damien Pass, y John Daszakserán serán los solistas vocales. En esta oportunidad las entradas costarán entre € 60 y € 15. Por su parte Lucia de Lammermoor podrá escucharse el 25 de agosto en la Grosses Festspielhaus. Daniele Rustioni dirigirá la Orquesta del Mozarteum de Salzburgo y la parte vocal correrá por cuenta de Ludovic Tézier, Lisette Oropesa, Benjamin Bernheim y Roberto Tagliavini como Lord Enrico Ashton, Miss Lucia, Sir Edgardo di Ravenswood y Raimondo Bidebent respectivamente. Las localidades más caras podrán obtenerse por € 330, y las más económicas, con vista parcial por € 25.

     La Filarmónica de Viena por su parte dará 11 conciertos con 5 programas distintos, Christian Thielemann dirigirá dos de ellos (28 y 30 de julio) acompañado de la mezzosoprano Elina Garanca, otros dos (7 y 8 de agosto) serán dirigidos por Andris Nelsons, acompañado por el pianista Yefim Bronfman. Por otra parte, Riccardo Muti estará presente en tres oportunidades (14, 15 y 16 de agosto) acompañado por el bajo Ildar Abdrazakov. El sábado 20, y el lunes 22 de agosto la emblemática agrupación austríaca será dirigida por Daniel Barenboim y lo acompañarán Elina Garanca (Dalila / Kundry), Brandon Jovanovich (Samson / Parsifal), y Michael Volle (Le Grand-Prêtre de Dagon / Klingsor). Yuja Wang en piano, junto a Esa-Pekka Salonen en la dirección cerrarán las presentaciones de la Filarmónica de Viena el 26 y 28 de agosto, interpretando de Olivier Messiaen la Sinfonía Turangalîla y de Richard Wagner el Preludio y muerte de Amor de Tristán e Isolda.

     Las funciones se desarrollarán en la Grosses Festspielhaus y las entradas costarán entre € 230 y € 15 (entre € 250 y € 20 cuando de Muti y Barenboim se trate).

     Habrá 11 conciertos a cargo de orquestas invitadas: el 19 de julio se presentará la Gustav Mahler Jugendorchester, dirigida por Teodor Currentzis; volviendo a presentarse el 25 de agosto de la mano de Herbert Blomstedt, el 24 de julio la SWR Symphonieorchester con Maxime Pascal en el podio interpretará Jeanne d’Arc au bûcher protagonizada por Isabelle Huppert; ya en agosto (9) intervendrá la ORF Radio-Symphonieorchester Wien en manos de Marin Alsop; los dos días siguientes estarán ocupados por la West-Eastern Divan Orchestra como es habitual con dirección de Daniel Barenboim; musicAeterna el ensamble formado por dos orquestas y dos coros de cámara creada por Teodor Currentzis en 2004 estará presente (17 de agosto) con su creador en el podio interpretando obras de Purcel y Shostakóvich. La Berliner Philharmoniker en manos de Kiril Petrenko hará dos programas, el primero de ellos con la 7º sinfonía de Gustav Mahler y al día siguiente (29 de agosto) será el turno del Concierto para viola de Alfred Schnittke y, la 10º de Shostakóvich. La Pittsburgh Symphony Orchestra cerrará las presentaciones de orquestas invitadas con Lontano gran orquesta de György Ligeti, el Concierto para violín en re mayor, Op. 61 de Ludwig van Beethoven con Anne-Sophie Mutter y, la Sinfonía Nº 1 en re mayor de Gustav Mahler. El 18 de agosto habrá un concierto especial de la Orquesta sinfónica de la Radio de Viena con Joel Sandelson, ganador del premio Premio Herbert von Karajan a Jóvenes Directores que es una iniciativa del Festival de Salzburgo.

     No podemos dejar de mencionar los 8 conciertos de cámara protagonizados entre otras Instituciones por el Jerusalem Quartet, el Hagen Quartett, y el conjunto de cámara de la Filarmónica de Viena, los 4 Recitales de Lied, protagonizado por Julia Kleiter, Christian Gerhaher; Matthias Goerne; Jonas Kaufmann; y Diana Damrau, acompañados por Gerold Huber; Markus Hinterhäuser; y Helmut Deutsch en piano y Xavier de Maistre en arpa. Los 10 recitales de Pierre-Laurent Aimard, Daniil Trifonov, Evgeny Kissin, Grigory Sokolov, András Schiff, Yefim Bronfman, Arcadi Volodos, Patricia Kopatchinskaja, Fazil Say, Maurizio Pollini, e Igor Levit, así como tampoco los Conciertos en iglesias, el Proyecto jóvenes cantantes y las Mozat Matinees, entre un sinfín de actividades complementarias de las grandes presentaciones del Festival.

     Así como tampoco nos podemos olvidar de otra de las importantísimas actividades que nos presenta este evento cultural único en el mundo, y que es el teatro en prosa. Serán 59 presentaciones divididas entre la tradicional Jedermann de Hugo von Hofmannsthal que abre el Festival, Ingolstadt de Marieluise Fleißer, la obra de Arthur Schnitzler “Reigen” (La ronda), Verrückt Nach Trost de Thorsten Lensing, Iphigenia en adaptación de Joanna Bednarczyk sobre las obras de Euripides, Racine, y Goethe. El ciclo de Lecturas y el Drama Investigations.

     Serán cuarenta y cinco días de música académica y teatro al más alto nivel, donde se reunirán no solamente los mejores exponentes de cada especialidad, sino también el público más exquisito de los cinco continentes, una cita obligada para los referentes de la cultura de todas partes del mundo y un modelo de organización envidiable, que debería ser imitado por todos aquellos países que creen en la cultura como un bien inmaterial salvaguarda de la civilización.

Víctor Fernández 2022
www.avantialui.org ©